12 de agosto de 2011

volver

sonó fuerte y seco el timbre de la casa. bajó las escaleras rápido, con las patitas como conejos.
-¿vos quién sos?
-soy yo.
-pero acá vivía otra chica antes.
-no, señora, soy yo. soy yo, con unos metros menos, el pelo más claro y los ojos quizás un poco más abiertos. pero soy yo.
-dudo.
-¡crea!

como desconocía aquel verbo, pegó media vuelta y volvió por donde había venido. 


hola juampi, ¡te quiero mucho!

4 comentarios:

todojunto dijo...

queremos más día con noche, entonces

Anónimo dijo...

Notable eficacia.
ahora vamos por la etiqueta.

concosandías o muerte

j.

Juanito el que no canta dijo...

este sistema es lo más.

me too.

santha dijo...

Dan quiero que sepas que ya tengo todo solucionado lo de la vecina, fui a su casa, charlamos un rato y ESTA ES SU CABEZAAAA!